Avís | Aviso

=> Versió en català (la primera part de l'entrada)

=> Versión en castellano (a continuación del texto catalán)

dilluns, 8 de juliol de 2013

El Triunfo de los Mediocres

[Entrada 262]

El Triunfo de los Mediocres


Quienes me conocen saben de mis credos e idearios. Por encima de éstos, creo que ha llegado la hora de ser sincero.

Quizá ha llegado la hora de aceptar que nuestra crisis es más que económica, va más allá de estos o aquellos políticos, de la codicia de los banqueros o la prima de riesgo.

Asumir que nuestros problemas no se terminarán cambiando a un partido por otro, con una batería de medidas urgentes, con una huelga general, o echándonos a la calle para protestar.

Reconocer que el principal problema de España no es Grecia, el euro o la señora Merkel.

Ningún país alcanza semejante condición de la noche a la mañana. Tampoco en tres o cuatro años. Es el resultado de una cadena que comienza en la escuela y termina en la clase dirigente.

Hemos creado una cultura en la que los mediocres son los alumnos más populares en el colegio, los primeros en ser ascendidos en la oficina, los que más se hacen escuchar en los medios de comunicación y a los únicos que votamos en las elecciones, alguien cuya carrera política o profesional desconocemos por completo, si es que la hay.

Estamos tan acostumbrados a nuestra mediocridad que hemos terminado por aceptarla como el estado natural de las cosas. Sus excepciones, casi siempre, reducidas al deporte, nos sirven para negar la evidencia.
– Mediocre es un país donde sus habitantes pasan una media de 134 minutos al día frente a un televisor que muestra principalmente basura.

– Mediocre es un país que en toda la democracia no ha dado un solo presidente que hablara inglés o tuviera unos mínimos conocimientos sobre política internacional.

– Mediocre es el único país del mundo que, en su sectarismo rancio, ha conseguido dividir, incluso, a las asociaciones de víctimas del terrorismo.

– Mediocre es un país que ha reformado su sistema educativo tres veces en tres décadas hasta situar a sus estudiantes a la cola del mundo desarrollado.

– Mediocre es un país que tiene dos universidades entre las 10 más antiguas de Europa, pero, sin embargo, no tiene una sola universidad entre las 150 mejores del mundo y fuerza a sus mejores investigadores a exiliarse para sobrevivir.

– Mediocre es un país con una cuarta parte de su población en paro, que sin embargo, encuentra más motivos para indignarse cuando los guiñoles de un país vecino bromea sobre sus deportistas.

– Mediocre es un país donde la brillantez del otro provoca recelo, la creatividad es marginada –cuando no robada impunemente– y la independencia sancionada.

– Mediocre es un país en cuyas instituciones públicas se encuentran dirigentes políticos que, en un 48 % de los casos, jamás ejercieron sus respectivas profesiones, pero que encontraron en la Política el más relevante modo de vida.

– Es Mediocre un país que ha hecho de la mediocridad la gran aspiración nacional, perseguida sin complejos por esos miles de jóvenes que buscan ocupar la próxima plaza en el concurso Gran Hermano, por políticos que insultan sin aportar una idea, por jefes que se rodean de mediocres para disimular su propia mediocridad y por estudiantes que ridiculizan al compañero que se esfuerza.

– Es Mediocre un país, a qué negarlo, que, para lucir sin complejos su enseña nacional, necesita la motivación de algún éxito deportivo.
Antonio Fraguas de Pablos (Forges)

Un abrazo.

5 comentaris:

Bactèria. ha dit...

L'autor ha oblidat l'herència feixista que es reflecteix a la cultura sense anomenar l'acceptacció generalitzada del maltracte animal i la discriminació excessiva cap a la dona en un gran nombre d'àmbits, quelcom que no passa de cap manera en altres països...

L'estat espanyol en moltes qüestions és un país força avençat, per exemple amb qüestions com l'homosexualitat (Matrimoni, lleis que protegeixen els homosexuals, etc, etc) així com altres moltes qüestions, però cal fer molta feina i que l'essència feixista vagi diluint-se amb el temps i per això cal molta paciència amb el borreguisme.

Cal també educar perquè els nostres fills no interpretin la puta merda de telefems com un referent a seguir i ensenyar-los a gaudir de l'art així com de coses més productives i amb major riquesa per a les seves ànimes que el fet que algun concursant de gran hermano ha tingut sexe amb una o altra persona. La mediocritat, vull dir doncs, és una herència que cal exterminar.

Damian ha dit...

ahora cualquiera se mete a político y no quiere dejar de serlo porque pueden hacer plata haciendo nada en el estado, indignante

Josep Peaceforever ha dit...

@Bactèria., comparteixo el teu neguit, possiblement si hi afegíssim: "Mediocre és un país que no ha sabut fer justícia i ha deixat impunes als responsables dels crims d'una dictadura sanguinària que va durar més de 38 anys..." quedaríem més satisfets.
— —

@Damian: Creo que estamos de acuerdo, aunque sea una vergüenza que se lo toleremos. Creo que deberíamos ir más allá de la indignación.
— —

Muchas gracias por pasar y muy especialmente por el comentario.

Un abrazo.


--- Traducción de los comentarios precedentes en catalán ---
Bacteria. dijo...
El autor ha olvidado la herencia fascista que se refleja en la cultura sin mencionar la aceptación generalizada del maltrato animal y la discriminación excesiva hacia la mujer en un gran número de ámbitos, algo que no ocurre de ninguna manera en otros países-..

El estado español en muchas cuestiones es un país bastante avanzado, por ejemplo con cuestiones como la homosexualidad (Matrimonio, leyes que protegen a los homosexuales, etc, etc) así como otras muchas cuestiones, pero hay que hacer mucho trabajo y que la esencia fascista vaya diluyéndose con el tiempo y por eso hay mucha paciencia con el borreguismo.

Cabe también educar para que nuestros hijos no interpreten la puta mierda de telebasura como un referente a seguir y enseñarles a disfrutar del arte así como de cosas más productivas y con mayor riqueza para sus almas que el hecho de que algún concursante de gran hermano ha tenido sexo con una u otra persona. La mediocridad, quiero decir pues, es una herencia que hay que exterminar.
11 de julio de 2013 1:26


Josep Peaceforever dijo...
@Bactèria.: Comparto tu inquietud, posiblemente si añadiéramos: "Mediocre es un país que no ha sabido hacer justicia y ha dejado impunes a los responsables de los crímenes de una dictadura sanguinaria que duró más de 38 años ..." quedaríamos más satisfechos.
--- --------------------------------------- ---

Lucky Luciano ha dit...

Antonio Fraguas de Pablos (Forges) tendría que hacerse un viajecito a la Argentina y después, seguramente revocaría su pensamiento (o al menos, como mal de muchos consuelo de tontos) intentaría comprender por qué las cosas son como son...
Besos!

Josep Peaceforever ha dit...

@Lucky Luciano: Que sea mal de muchos a mí no me sirve de consuelo y espero que a Forges tampoco, ya dicen que mal de muchos es consuelo de tontos.

Las cosas son como queremos que sean y esto es así. Si ahora son así es porque les hemos dejado... Esta misma mañana Federico Mayor Zaragoza, que entre otras muchas cosas fue Director General de la Unesco, decía en una entrevista televisiva que el mundo está como está porque en su momento Reagan y la Thatcher decidieron cargase valores tan básicos como la ética y la justicia social para dejarlo todo en manos de las oligarquías económicas y financiera. La situación actual es ridícula ¿Cómo es posible que el G20, que es una minoría, esté marcando el funcionamiento del mundo?

Aseguraba, también, que en unos pocos años el mundo dará un vuelco, esperemos que acierte, y que así como en Sudamérica se superó la operación Condor, el mundo superará la situación actual recuperando esos valores básicos, como la justicia social y la ética entre otros, que son los que en realidad acaban garantizando nuestra libertad.

Muchas gracias por pasar y muy especialmente por el comentario.

Un abrazo.

Publica un comentari a l'entrada