Avís | Aviso

=> Versió en català (la primera part de l'entrada)

=> Versión en castellano (a continuación del texto catalán)

dijous, 1 de desembre de 2011

Forever Young (26)

[Entrada 120]

Forever Young (26)


Resum del publicat anteriorment: La nit del 21 al 22 de desembre de 2010, tres persones LGBT; Toni de 63 anys, Marc de 31, i Josep de 15; es desperten en el cos d'una altra persona; en Toni al cos d'en Josep (Josep/Toni), en Josep al d'en Marc (Marc/Josep) i en Marc al d'en Toni (Toni/Marc), formant una espècie de triangle. Cada un d'ells reacciona d'una manera diferent. En Toni es disposa a gaudir d'una segona adolescència. En Josep, molt purista, no sap adaptar-se a la seva nova realitat i acaba ingressat al departament de psiquiatria d'un hospital comarcal. I en Marc, molt enamorat de la seva parella, Pau, decideix adoptar la vida de Toni per intentar recuperar el seu cos i la seva parella. Per sort ha trobat un diari d'en Toni que el permet fer d'ell amb seguretat davant del seu fill, Quet, i del seu xicot, Lluís. Aprofitant que en Lluís ha entrat a treballar amb ells, amb en Toni i el seu fill, en Toni/Marc s'agafa unes vacances i va a veure que se n'ha fet de seu cos. Aviat sap que en Josep està ocupant el seu cos i el que en Pau està patint. Aconsegueix convèncer a en Pau que ell és en Marc dins d'un altre cos i li demana que l'ajudi a recuperar el seu cos ocupat ara per en Josep. Junts, en Pau i en Toni/Marc, decideixen demanar a en Marc/Josep que els ajudi en el seu intent de revertir aquestes transmigracions. En Toni/Marc aconsegueix que el deixin parlar amb en Marc/Josep, du una carta on li explica que sap la veritat de la seva transmigració i li demana la seva ajuda per intentar revertir-la, el noi ho accepta i manifesta el seu interès per sortir de l'hospital. En sortir el doctor vol veure la carta que ha llegit en Marc/Josep i en Toni/Marc li dóna a llegir amb el consentiment d'en Marc/Josep. En realitat la carta que li dóna a llegir al doctor és un carta diferent i inofensiva. Davant aquest sobtat canvi d'actitud d'en Marc/Josep el Dr. Trepat li donarà l'alta passats un parell de dies, però ja en règim obert a visites. Després haurà de romandre en règim obert, d'hospital de dia, durant uns mesos. A la primera visita comencen a forjar un pla de treball per esbrinar qui ocupa el cos d'en Josep. En Marc/Josep revela que està enamorat d'en Ramon tot i que no s'acaba de definir com a homosexual. Aquell mateix dia en Marc/Josep s'enrotlla amb en Víctor, un auxiliar de clínica que està espectacular i estableixen una relació d'amants. Quan en Marc/Josep rep l'alta definitiva en Víctor li declara a en Marc/Josep que n'està enamorat, però aquest li confessa que no li pot correspondre. L'endemà en Toni/Marc i en Marc/Josep van a veure a l'ocupant del cos d'en Josep, que és en Toni. Tenen una primera conversa però apareix en Ramon i els impedeix concretar res. En Marc/Josep passa un mal moment al conèixer en Josep/Toni, d'una banda per veure's a si mateix des d'un altre cos i per l'altra engelosit en veure a en Ramon enamorat d'en Josep/Toni. Com que en Josep/Toni no s'acaba de pronunciar queden que es trucaran l'endemà al vespre. En Marc/Josep i en Toni/Marc van tornar a la casa d'en Marc i en Pau a esperar la trucada. El resultat de la trucada és que en Josep/Toni no té cap interès en abandonar el cos d'en Josep. En Marc/Josep queda desesperat en braços d'en Pau mentre en Toni/Marc se'n torna a Barcelona per reflexionar i buscar la manera de fer-lo canviar d'actitud...

En Pau va agafar el mòbil de sobre del moblet de l'entrada del seu estudi, pel so ja sabia que el trucava en Toni/Marc, la pantalla li ho va corroborar. El cor li acabava de fer un salt d'alegria. Va prémer el botó de despenjar i va saludar.

— Hola.

— Hola Pau, sóc en Marc.

— Hola Marc, el telèfon ja m'ho havia anunciat que eres tu. Com estàs?

— Millor, tinc algunes idees que voldria comentar-te —va fer una petita pausa per canviar de tema—. Estàs bé?

— Sí, és clar! Abans deixa'm dir-te que m'ha anguniejat una mica el teu silenci, fa quatre dies que vas marxar sense ni tant sols fer-me un petó.

En Pau no li ho retreia, només ho lamentava.

— Tens raó. Perdona'm. Vaig quedar molt trasbalsat després de la negativa d'en Toni.

— Ja estàs perdonat. Ho vaig entendre perfectament, però m'hauria agradat poder fer-te costat.

— Gràcies per la teva comprensió, però vaig preferir estar sol i poder rumiar tranquil•lament —En Toni/Marc va tornar a fer una pausa—. Què fa el noi?

— Va quedar molt tocat, a més li va saber molt greu que marxessis d'aquella manera. Se'n sent culpable. Malgrat això ahir va sortir a fer una copa... No endevinaràs amb qui?

— Ni idea. Ha fet un amic?

— Recordes aquell noi tan maco que ens va atendre els dos dies que vam anar a visitar-lo a l'hospital?

— Ara no hi caic.

— Sí, home! El primer dia que vam anar a visitar a en Josep a l'hospital... Un noi jove ens va ajudar a sortir a la terrassa...

— Ah! Sí! Que a tots tres ens queia la baba mirant-lo cada vegada que apareixia.

— Doncs es diu Víctor. Es veu que és força agradable, ahir van sortir a fer una copa i en Josep va tornar ben tard. Avui està de millor humor.

— Me n'alegro. El cop anímic d'aquest cap de setmana ha estat molt fort i ell ho ha passat ben malament.

— Doncs em sembla que ja ha trobat qui el consoli... —en Pau va riure la seva gracieta picarona.

En Marc/Josep va estar molt trist durant dos dies. Li semblava que la volta del cel li havia caigut al damunt i que ja no tenia cap mena d'opció. Va dormir la primera i la segona nit amb en Pau, però la segona nit va notar que en Pau no estava còmode. Quan es despertar, amb la seva erecció matinal es va imaginar que passaria si hagués de dormir amb en Ramon i aquest no tingués cap interès per ell, així que va veure clar que no podia seguir dormint amb en Pau, per això va dormir les nits següents a la cambra dels hostes. Al matí de l'endemà va tenir necessitat de masturbar-se així que es va despertar havia somiat amb en Víctor, un somni que rememorava els bons moments passats a les dependències hospitalàries. Aquell migdia el va trucar i van quedar en trobar-se quan en Víctor plegués de la feina.

Es van trobar en un bar del centre. En Víctor estava molt content, li va agrair que s'hagués recordat d'ell, i que hagués volgut quedar. De seguida es va adonar que alguna cosa molt seriosa li passava a en Marc/Josep i va intentar que en parlessin, però tot eren evasives i canviar de tema.

— M'agradaria que fóssim amics —va dir en Víctor.

— Ja pots comptar-hi.

— Llavors per què no em deixes que m'acosti al teu problema?

— Qui t'ha dit que tinc un problema?

— Em sembla obvi. Se't veu a la cara.

— Tens raó, però hi ha coses de les que no puc parlar. No em creuries.

— Per què no t'he de creure?

— Tu saps perquè estava al l'hospital?

— Tot i que no conec els detalls, sé el que em van explicar els companys del departament.

— I què n'opines?

— Ja veus que sóc aquí. Bé pots imaginar que si hagués pensat que estaves malament no hauria passat res del que va passar...

— Ja ho sé, però que opines del que jo defensava mentre vaig estar tancat.

— Que deliraves, tot i que no en sé la causa.

— Entens doncs que pugui estar trist?

— D'acord, entenc que és complicat.

Es van quedar un moment en silenci. Després van canviar de tema. Van estar xerrant una llarga estona de temes diversos, d'aquells temes que xerra la gent que no es coneix prou. Es va fer l'hora de sopar i van demanar unes tapes. Quan van haver menjat en Víctor li va proposar d'anar a casa seva a fer una copeta, que no patís que no hi hauria ningú. Allà van rememorar les seves tardes a l'hospital en una sessió llarga i plaent on en Víctor es va esforçar en treure-li la tristor al seu partenaire.

En Pau va parar de riure en notar que en Marc estava en silenci. En el fons sentia gelosia de que algú pogués gaudir del cos d'en Marc, mentre ell que n'era el seu marit no podia fer-ho. No era que no ho comprengués, però la situació era tan rara, tan incomprensible.

— Perdona, era una broma. Què volies que comentéssim? —va dir en Pau canviant sobtadament de to.

— Mira, he estat rumiant i em sembla que ja tinc una idea, a veure que et sembla.

— T'escolto.

— En Toni s'ho està passant d'allò més bé fent de Josep. Va dir que era fantàstic ser adolescent amb la mentalitat d'un adult. Està clar que no té cap ganes de tornar a la seva vida amb en Lluís i en Quet. Per tant no serà fàcil de convèncer llevat que hi hagi alguna cosa que l'interessi tenir o evitar.

— Et caldrà aplicar tècniques de negociació. Necessites negociar amb ell per aconseguir el que vols.

— Això que tu has vist de seguida tan clar m'ha costat dos dies de donar-hi voltes.

— Llavors has trobat alguna cosa que tens i amb la qual el pots amenaçar.

— Exacte, la seva família. Si no es de pedra, el puc amenaçar amb fer mal a la seva família, amb destruir tota la seva obra, amb arruïnar la botiga, i al seu fill, amb fer que el seu fill i la seva filla...

— Ui! Para, para...

— Què vols dir que no ho puc fer?

— Sí, però no cremis totes les naus de cop, dosifica el teu atac.

— Tens raó potser hauré de ser més subtil perquè no m'acabi odiant. Quan aconseguim que accepti el necessitarem ben disposat, sense rancúnies ni odis.

— Això és el que em sembla, que no pots tirar-li tota la cavalleria per sobre, i menys d'entrada. Te'l posaries en contra.

— Potser podria començar pel seu negoci, fer-li creure que davant de la crisi no sé per on tirar i que tinc problemes amb en Quet.

— Això podria estar bé —Va concloure en Pau.

— Doncs prepararé un email i te l'enviaré per veure que et sembla.

— D'acord.

En Pau li va demanar permís a en Toni/Marc per comentar-li a en Marc/Josep que encetaven una nova tàctica per convèncer en Josep/Toni. Van acordar no explicar-li tots els detalls, però sí la idea bàsica. Van dir-se el molt que s'estimaven i va tallar la comunicació.

Una abraçada.





Forever Young (26)


Resumen de lo publicado anteriormente: La noche del 21 al 22 de diciembre de 2010, tres personas LGBT; Toni de 63 años, Marc de 31, y Josep de 15; se despiertan en el cuerpo de otra persona, Toni al cuerpo de Josep (Josep/Toni), Josep el de Marc (Marc/Josep) y Marc en el de Toni (Toni/Marc), formando una especie de triángulo. Cada uno de ellos reacciona de una manera diferente. Toni se dispone a disfrutar de una segunda adolescencia. Josep, muy purista, no sabe adaptarse a su nueva realidad y acaba ingresado en el departamento de psiquiatría de un hospital comarcal. Y Marc, muy enamorado de su pareja, Pau, decide adoptar la vida de Toni para intentar recuperar su cuerpo y su pareja. Por suerte ha encontrado un diario de Toni que le permite hacer de él con seguridad delante de su hijo, Quet, y de su novio, Luis. Aprovechando que Luis ha entrado a trabajar con ellos, con Toni y su hijo, Toni/Marc toma unas vacaciones y va a ver que le ha pasado a su cuerpo. Pronto sabe que Josep está ocupando su cuerpo y lo que Pau está sufriendo. Consigue convencer a Pau que él es Marc dentro de otro cuerpo y le pide que le ayude a recuperar su cuerpo ocupado ahora por Josep. Juntos, Pau y Toni/Marc, deciden pedir a Marc/Josep que les ayude en su intento de revertir esas transmigraciones. Toni/Marc consigue que le dejen hablar con Marc/Josep, lleva una carta donde le explica que sabe la verdad de su transmigración y le pide su ayuda para intentar revertirla, el chico lo acepta y manifiesta su interés para salir del hospital. Al salir el doctor quiere ver la carta que ha leído Marc/Josep y Toni/Marc se la da a leer con el consentimiento de Marc/Josep. En realidad la carta que le da a leer al doctor es una carta diferente e inofensiva. Ante ese repentino cambio de actitud de Marc/Josep el Dr. Trepat le dará el alta pasados un par de días, pero ya en régimen abierto a visitas visitas. Después deberá permanecer en régimen abierto, de hospital de día, durante unos meses. En la primera visita que empiezan a forjar un plan de trabajo para averiguar quién ocupa el cuerpo de Josep. Marc/Josep revela que está enamorado de Ramón aunque no se acaba de definir como homosexual. Aquel mismo día Marc/Josep enrolla con Víctor, un auxiliar de clínica que está espectacular y establecen una relación de amantes. Cuando Marc/Josep recibe el alta definitiva Víctor le declara a Marc/Josep que está enamorado de él, pero éste le confiesa que no le puede corresponder. Al día siguiente Toni/Marc y Marc/Josep van a ver al ocupante del cuerpo de Josep, que es Toni. Tienen una primera conversación pero aparece Ramón y les impide concretar nada. Marc/Josep pasa un mal momento al conocer Josep/Toni, por un lado por verse a sí mismo desde otro cuerpo y por el otro celoso al ver a Ramón enamorado de Josep/Toni. Como Josep/Toni no se acaba de pronunciar quedan que se llamarán al día siguiente por la noche. Marc/Josep y Toni/Marc volvieron a la casa de Marc y Pau a esperar la llamada. El resultado de la llamada es que Josep/Toni no tiene ningún interés en abandonar el cuerpo de Josep. Marc/Josep queda desesperado en brazos de Pau mientras Toni/Marc vuelve a Barcelona para reflexionar y buscar la manera de hacerle cambiar de actitud...

Pau cogió el móvil de encima del mueblecito de la entrada de su estudio, por el sonido ya sabía que el llamaba Toni/Marc, la pantalla se lo corroboró. El corazón le acababa de dar un salto de alegría. Apretó el botón de descolgar y saludó.

— Hola.

— Hola Pau, soy Marc.

— Hola Marc, el teléfono ya me había anunciado que eras tú. ¿Cómo estás?

— Mejor, tengo algunas ideas que quisiera comentarte —hizo una pequeña pausa para cambiar de tema—. Estás bien?

— ¡Sí, claro! Antes déjame decirte que me ha angustiado un poco tu silencio. Hace cuatro días que te marchaste sin ni siquiera darme un beso.

Pau no se lo reprochaba, solo lo lamentaba.

— Tienes razón. Perdóname. Quedé muy conmocionado tras la negativa de Toni.

— Ya estás perdonado. Lo entendí perfectamente, pero me hubiera gustado poder apoyarte.

— Gracias por tu comprensión, pero preferí estar solo y poder pensar tranquilamente —Toni/Marc volvió a hacer una pausa—. ¿Cómo está el chico?

— Quedó muy tocado, además le supo muy mal que fueras de esa manera. Se siente culpable. Sin embargo ayer salió a tomar una copa... No adivinarás con quién?

— Ni idea. ¿Ha hecho un amigo?

— ¿Recuerdas aquel chico tan guapo que nos atendió los dos días que fuimos a visitarlo al hospital?

— Ahora no caigo.

— ¡Sí, hombre! El primer día que fuimos a visitar a Josep al hospital... Un chico joven nos ayudó a salir a la terraza...

— ¡Ah! ¡Sí! Que a los tres nos caía la baba mirándolo cada vez que aparecía.

— Pues se llama Víctor. Se ve que es bastante agradable, ayer salieron a tomar una copa y Josep volvió muy tarde. Hoy está de mejor humor.

— Me alegro. El golpe anímico de este fin de semana ha sido muy fuerte y él lo ha pasado muy mal.

— Pues me parece que ya ha encontrado quien lo consuele... —Pau se rió su gracia picarona.

Marc/Josep estuvo muy triste durante dos días. Le parecía que la bóveda del cielo le había caído encima y que ya no tenía ningún tipo de opción. Durmió la primera y la segunda noche con Pau, pero la segunda noche notó que Pau no estaba cómodo. Cuando se despertó, con su erección matinal se imaginó que pasaría si hubiera de dormir con Ramón y éste no tuviera ningún interés por él, así que vio claro que no podía seguir durmiendo con Pau, por eso durmió las noches siguientes a la habitación de los huéspedes. Por la mañana del día siguiente tuvo necesidad de masturbarse cuando se despertó. Había soñado con Víctor, un sueño que rememoraba los buenos momentos pasados en las dependencias hospitalarias. Aquel mediodía le llamó y quedaron en encontrar-se cuando Víctor saliera del trabajo.

Se encontraron en un bar del centro. Víctor estaba muy contento, le agradeció que se hubiera acordado de él, y que hubiera querido quedar. En seguida se dio cuenta de que algo muy serio le pasaba a Marc/Josep e intentó que hablaran de ello, pero solo consiguió evasivas y cambios de tema.

— Me gustaría que fuéramos amigos—dijo Víctor.

— Cuenta con ello.

— ¿Entonces por qué no me dejas que me acerque a tu problema?

— ¿Quién te ha dicho que tengo un problema?

— Me parece obvio. Se te ve en la cara.

— Tienes razón, pero hay cosas de las que no puedo hablar. No me creerías.

— ¿Por qué no te he de creer?

— ¿Tú sabes que estaba en el hospital?

— Aunque no conozco los detalles, sé lo que me contaron los compañeros del departamento.

— ¿Y qué opinas?

— Ya ves que estoy aquí. Bien puedes imaginar que si hubiera pensado que estabas mal no habría pasado nada de lo que pasó...

— Ya lo sé, pero que opinas de lo que yo defendía mientras estuve encerrado.

— Que delirabas, aunque no sé la causa.

— ¿Entiendes entonces que pueda estar triste?

— De acuerdo, entiendo que es complicado.

Se quedaron un momento en silencio. Después cambiaron de tema. Estuvieron charlando un largo rato de temas diversos, de aquellos temas que habla la gente que no se conoce mucho. Se hizo la hora de cenar y pidieron unas tapas. Cuando hubieron comido Víctor le propuso de ir a su casa a hacer una copita, que no se preocupara que no habría nadie. Allí rememoraron sus tardes en el hospital en una sesión larga y placentera donde Víctor se esforzó en sacarle la tristeza a su partenaire.

Pau paró de reír al notar que Marc estaba en silencio. En el fondo sentía celos de que alguien pudiera disfrutar del cuerpo de Marc, mientras él, que era su marido no podía hacerlo. No era que no lo comprendiera, pero la situación era tan rara, tan incomprensible.

— Perdona, era una broma. ¿Qué querías que comentáramos? —Dijo Pau cambiando repentinamente de tono.

— Mira, he estado pensando y me parece que ya tengo una idea, a ver que te parece.

— Te escucho.

— Toni se lo está pasando muy bien haciendo de Josep. Dijo que era fantástico ser adolescente con la mentalidad de un adulto. Está claro que no tiene ganas de volver a su vida con Luis y Quet. Por lo tanto no será fácil de convencer salvo que haya algo que le interese tener o evitar.

— Tendrás que aplicar técnicas de negociación. Necesitas negociar con él para conseguir lo que quieres.

— Eso que tú has visto en seguida tan claro me ha costado dos días de darle vueltas.

— Entonces has encontrado algo que tienes y con lo que puedes amenazar.

— Exacto, su familia. Si no es de piedra, lo puedo amenazar con hacer daño a su familia, con destruir toda su obra, con arruinar su tienda, y a su hijo, con hacer que su hijo y su hija...

— ¡Uy! Para, para...

— ¿Qué quieres decirme que no lo puedo hacer?

— Sí, pero no quemes todas las naves de golpe, dosifica tu ataque.

— Tienes razón quizás tendré que ser más sutil para que no me acabe odiando. Cuando consigamos que acepte le necesitaremos bien dispuesto, sin rencores ni odios.

— Eso es lo que me parece, que no puedes echarle toda la caballería por encima, y menos de entrada. Le pondrías en contra tuya.

— Quizás podría empezar por su negocio, hacerle creer que ante la crisis no sé por dónde tirar y que tengo problemas con Quet.

— Eso podría estar bien —Concluyó en Pau.

— Pues prepararé un email y te lo enviaré para ver que te parece.

— De acuerdo.

Pau le pidió permiso a Toni/Marc para comentarle a Marc/Josep que iniciaban una nueva táctica para convencer Josep/Toni. Acordaron no contarle todos los detalles, pero sí la idea básica. Se dijeron lo mucho que se amaban y cortaron la comunicación.

Un abrazo.

10 comentaris:

Yurgth ha dit...

Hello palce-for-ever... no me puedes dar informe de lo que paso en el block de luckitas... el link no me accesa???

Yurgth ha dit...

Esta es una exhaustiva búsqueda... que le habrá pasado a lu que cerro su blog o se lo jaquearon o que habrá sido!!!

Peace-for-ever ha dit...

Yurgth: Lo siento, pero no tengo noticias aunque sospecho como tu que es cosa de Blogger.

He quedado muy triste.

Un abrazo.

Lucky Luciano ha dit...

Josep: mil disculpas por utilizar un comentario para esto pero me eliminaron no solo el blog sino también el correo por lo que me dejaron incomunicado del mundo virtual. Las batallas y la guerra posiblemente la ganarán ellos (Blogger) pero no me iré cuando ellos quieren sino cuando yo quiera. Gracias por todo y mucha suerte...!

Peace-for-ever ha dit...

Lucky Luciano (es decir, Luckitas): Al contrario, estoy muy orgulloso de que confíes en mí para mantenerte vivo en este ambiente hostil.

Cuenta conmigo para lo que te haga falta. Mi blog y todo lo que es mío estamos a tu entera disposición.

Un abrazo.

Cosimo ha dit...

Bueno; voy a ir por partes:

(1).-Josep, me intriga este relato tuyo cosa mala pero, ¿la amenaza?... ¿En serio tienes barajada la amenaza como opcion?... nooo...

(2).- Quiero sumarme a los animos para Luckitas y me sumo a tu propuesta y asi mismo, tambien me pongo a su disposicion -tu disposicion si lees esto, Luckitas- me encuentras aqui:

http://elreinodelasalamandra.blogspot.com/

No entiendo que ganan con hacerle estas faenas al projimo, la verdad.

(3).- ¿utilizaras la amenaza, Josep? (jijijiji...)

Petons!

Yurgth ha dit...

Hasta que por fin... he buscado en cientos de blog conocidos y nadie sabia nada... gracias Josep!!! estaremos pendiente de la próxima jugada de luckitas... por que yo creo que después de tantos años ya esta tan acostumbrado a compartir sus vivencias con nosotros... que tal vez descanse un tiempo pero va llegar el momento o sentir la necesidad de seguir escribiendo (jejejeje) cuando no le quepa en el pecho y tenga que contárselo a alguien las emociones y situaciones de su vida... jejejeje...
Y nosotros felices de seguirlo hasta donde sea... jejeje

Suerte lu...

Un Abrazo Josep!!!

PH: deberías de hacer una mención de lo que paso con lu... pues hay muchos que como yo no sabíamos que había pasado... aclaro a manera de sugerencia pues es tu blog verdad... y si conocían a luckitas tenían que haberte conocido a ti pues tu también sos y fuiste parte y pieza importante en el mundo virtual de lu... (aclaro, sugiero nada mas... sino no me des bolas y omite este PH... jejejeje)

Peace-for-ever ha dit...

Cosimo, em sembla que t'has espantat amb això de l'amenaça. No sé imagino que, com sempre, tens molt a dir. En el post que vaig titular Peace for ever ja deia que quan parlo d'amenaça ho faig perquè sé que tota negociació, per simple que sigui, es basa o recolza en una amenaça explícita o implícita. [...] fins i tot un nen petit quan demana una cosa, amenaça i quan diu: em portaré bé vol dir si no [...] em portaré malament...

Pel que en sé una negociació es produeix quan hi ha un conflicte, quan els interessos d'una banda es contraposen als d'una altre. Normalment les dues part tenen coses a perdre i a guanyar. Dit molt breument el que hom pot (vol) guanyar són les seves oportunitats i el que pot perdre, les amenaces. Quan un negocia ha de saber molt clarament quines són les seves oportunitats (què hi pot guanyar) amb què el poden amenaçar (que hi pot perdre), que vol guanyar l'altre (les oportunitats a les quals no vol renunciar) i molt especialment amb què pot amenaçar-lo (que hi pot perdre l'altre).

Crec en Marc té clar quines són en el seu cas oportunitats i amenaces, i com cal usar-les.

Pel que fa a en Luckitas, m'alegra que li donis suport, estic donant voltes a un post sobre el tema.
--

Yurgth: Estos días he tenido que estar algo desconectado de mi blog. Gracias a ti me percaté del problema que tenía Luckitas (o Lucky Luciano como se firma ahora). Estoy pensando en dedicar un post a este tema para comentarlo con calma.

Confieso mi gran admiración por ese bloguero al que sigo desde hace más de tres años y al que he visto canviar de blog varias veces la mayoría de las cuales se han producido en circunstància parecidas. El sabe que siempre podrà contar conmigo.

Me encanta como escribe, disfruto leyendo su blog, y me parece muy útil para otros jovenes que viven inquietudes y problemas similares.

Me alegra mucho que recurrieras a mi y a mi blog en busca de información. Ya sabes donde me tienes y que aquí siempre seràs bien acogido.


Muchas gracias por pasaros y muy especialmente por el comentario.

Un abrazo.




--- Traducción de mi comentario en catalán ---

Cosimo: Me parece que te has asustado mucho con eso de la amenaza. No sé imagino que, como siempre, tienes mucho que decir. En el post que titulé Peace for ever ya decía que cuando hablo de amenaza lo hago porque sé que toda negociación, por simple que sea, se basa o apoya en una amenaza explícita o implícita. [...] Incluso un niño pequeño cuando pide algo, amenaza y cuando dice: me portaré bien significa si no [...] me portaré mal...

Por lo que sé una negociación se produce cuando hay un conflicto, cuando los intereses de una parte se contraponen a los de otra. Normalmente las dos partes tienen cosas que perder y que ganar. Dicho muy brevemente lo que uno puede (quiere) ganar son sus oportunidades y lo que puede perder, las amenazas. Cuando un negocia debe saber muy claramente cuáles son sus oportunidades (que puede ganar) con qué lo pueden amenazar (que puede perder), que quiere ganar el otro (las oportunidades a las que no quiere renunciar) y muy especialmente con qué puede amenazarle (que puede perder el otro).

Creo Marc tiene claro cuáles son en su caso oportunidades y amenazas, y cómo usarlas.

En cuanto a Luckitas, me alegra que le des apoyo, estoy dando vueltas a un post sobre el tema.
--- ----------------------------------------------------- ---

Roberto T ha dit...

Ui, que difícil es posa la cosa. I menys mal que aquí està el Victor per apaivagar l'ànim de Marc/Josep, hahaha. Bé, a veure si funciona el pla de Toni/Marc, que això és un sense viure, hahaha. Una forta abraçada i avui també per Luckitas.

---

Uy, qué difícil se pone la cosa. Y menos mal que ahí está Victor para apaciguar el ánimo de Marc/Josep, jeje. Bueno, a ver si funciona el plan de Toni/Marc, que esto es un sin vivir, jeje. Un fuerte abrazo y hoy también para Luckitas.

Peace-for-ever ha dit...

Roberto T, diuen que la realitat supera a la ficció, imagina com podria arribar ser això si fos real...

Moltes gràcies per passar i molt especialment pel comentari.

Una abraçada.

--- Traducción de este text en catalàn ---

Roberto T, dicen que la realidad supera a la ficción, imagina cómo podría llegar ser esto si fuera real...

Muchas gracias por pasar y muy especialmente por el comentario.

Un abrazo.
--- -------------------------------------------- ---

Publica un comentari a l'entrada